Camina y Crece ó "El diplodocus"

Una de mis piezas preferidas sin ninguna duda.

Otra de esas esculturas que sugiere inverosímiles formas animales a todo el que la mira, dando además sensación de movimiento.

Se intuye un peregrinaje a quién sabe dónde, un caminar pesado pero majestuoso; lento pero implacable, como si se tratara de un gran dinosaurio atravesando el desierto en busca de pasto verde.

Toda odisea entraña innumerables peligros y nos deja marcas y heridas que nos acompañarán para siempre.

Cada uno tenemos nuestra propia carga que conforma nuestra historia y nos marca para bien o para mal.

La pieza está realizada en acero corten de 1.5 mm de grosor.

Mide aproximadamente 115 cm de altura.

Recomiendo situarla en un espacio amplio, donde se pueda observar desde cualquier ángulo, ya que cada punto de vista ofrece aspectos diferentes.

Rellena este formulario y recibe un presupuesto:

¿Y si la alquilas?

69€/mes

IVA incluido